EE.UU. y Filipinas discuten sobre el mar de China sin mencionar a Pekín

EE.UU. y Filipinas discuten sobre el mar de China sin mencionar a Pekín

09/06/2012 El presidente de EE.UU., Barack Obama, y de Filipinas, Benigno Aquino, subrayaron hoy la necesidad de mantener la estabilidad en la región del mar de China meridional, sin mencionar a uno de los actores principales: la propia China.

Obama recibió por primera vez en la Casa Blanca al mandatario filipino, con quien ya había mantenido otra reunión bilateral y otros tres encuentros informales durante cumbres internacionales.

La situación en el Mar de China Meridional fue uno de los temas que trataron durante la reunión en la que subrayaron su intención de seguir estrechando su relación bilateral y la colaboración en la región Asia-Pacífico.

El Gobierno estadounidense ha diseñado una nueva estrategia internacional centrada en la región Asia-Pacífico, ante la creciente influencia de China en la región, en la que Filipinas es un aliado estratégico.

Según la Casa Blanca, el mandatario filipino expuso a Obama la evolución de los acontecimientos en la región y ambos subrayaron la importancia de "asegurar la libertad de navegación, el respeto de la ley internacional y no poner trabas al comercio legal".

Los presidentes expresaron su "firme apoyo" a un proceso de colaboración diplomática entre los países de la región que mantienen disputas territoriales para que prevalezca el derecho internacional y evitar la coacción o el uso de la fuerza.

Precisamente Filipinas es uno de los protagonistas en la pugna, al disputarse con China los atolones de Scarborough. Además, Brunei, Malasia, Taiwán y Vietnam se disputan la totalidad o parte de las centenares de islas e islotes por los yacimientos de gas y petróleo que se cree que contiene su subsuelo.

La prensa china había puesto gran atención a este viaje que se produce poco después de que Aquino asegurara que buscará una solución pacífica al conflicto. Sin embargo, Pekín no obtuvo ni una mención en los escasos minutos que permitieron el acceso a la prensa al Despacho Oval, donde se celebró la reunión.

Según una encuesta, realizada en mayo por el periódico conservador chino "Global Times", el 80 por ciento de los encuestados chinos apoya una solución militar para resolver la disputa.

Quizá a ello se debió la prudencia de ambos mandatarios, pues cualquier comentario de trasfondo militar, como el anuncio de una red de intercambio de información o la reapertura de bases en el país, podría ser interpretado como un gesto hostil por parte de China, que mira con recelo este impulso renovado de EE.UU. con los países de la región.

El presidente Obama expresó su apoyo a los esfuerzos en curso de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN, por su sigla en inglés) para llegar a un acuerdo con China sobre un Código de Conducta para el Mar del Sur de China, que cree un marco normativo, incluida la prevención y gestión de conflictos.

"Estamos tratando de asegurarnos de que contamos con un sólido conjunto de reglas y normas que rigen las disputas marítimas en la región", señaló Obama.

Los líderes también discutieron sobre la expansión de sus lazos económicos y la cooperación en materia de seguridad. EE.UU. se comprometió a apoyar la creación de un Centro Nacional de Vigilancia Costera para ayudar a Filipinas a vigilar sus costas, y transferirá un segundo barco de la Guardia Costera a la Armada filipina.

Asimismo, acordaron ampliar la cooperación contra el terrorismo y otras operaciones para mejorar las capacidades militares y la gestión en casos de asistencia humanitaria, desastres naturales y seguridad marítima.

Por otra parte, Obama reconoció el compromiso del presidente Aquino en las negociaciones de paz con el Frente Moro de Liberación Islámica (FMLN) para asegurar un futuro "pacífico y próspero" para la isla meridional de Mindanao.

Previo a su encuentro en la Casa Blanca, la secretaria de Estado, Hillary Clinton, ofreció un almuerzo en honor a Aquino durante el que subrayó que EE.UU. tiene un "claro interés" en que se mantenga la paz y la estabilidad y la libertad de navegación en el Mar de China Meridional y aseguró que ambos países forjan un nuevo capítulo en su "histórica alianza".

Agencia EFE ver más noticias

2 COMENTARIOS:

  • Español Zapatero dice:publicado: 13:07 10/06/2012

Español informado ,¿la "norma" de su zapato? ja ja ja ja ja
reportar

  • Español informado dice:publicado: 15:38 09/06/2012

No se porque me parece que aqui el gobierno terrorista de EE.UU va encontrar la norma de su zapato. China no es un pobre diablo indefenso como Irak, Libia, Siria o Iran. Esto afortunadamente para ellos (y creo que tambien para el resto del mundo), Si tienen armas de destruccion masiva y el gobierno genocida y terrorista de EE.UU, da marcha atras cuando el rival tiene armas para defenderse
reportar

Dirección original de este contenido: 

http://actualidad.orange.es/internacional/ee-uu--y-filipinas-discuten-sobre-mar-china-sin-mencionar-pekin.html



busca en actualidad Orange



Entérate de todo...

RSS
Construye su futuro con Orange

Construye su futuro con Orange

si eres empresa, dona tus viejos móviles

Con tu ayuda, UNICEF podrá enseñar a leer y escribir a 220.000 niños