Valverde y Cobo afinan su puesta a punto en Sierra Nevada

Valverde y Cobo afinan su puesta a punto en Sierra Nevada

31/05/2012 Alejandro Valverde y Juan José Cobo, ganador de la Vuelta, afinan su puesta a punto para el Tour de Francia al frente del Movistar en una concentración que se desarrolla en Sierra Nevada con los diez corredores preseleccionados por Eusebio Unzue, mánager general del equipo.

Después del Giro de Italia, en el que la escuadra telefónica ha obtenido los triunfos de etapa de Fran Ventoso y Andrey Amador, el objetivo se centra en el Tour de Francia, donde Valverde llevará los galones en busca del podio.

Los diez corredores convocados, de los que saldrá el nueve definitivo, son los siguientes: Alejandro Valverde, Juanjo Cobo, José Joaquín Rojas, Rui Costa, David Arroyo, Rubén Plaza, Imanol Erviti, Iván Gutiérrez, Vladimir Karpets y Vasil Kiryienka, con Ignatas Konovalovas y David López como reservas.

Tanto Valverde como Cobo se entrenan desde hace dos semanas en Sierra Nevada antes de regresar a la competición en las dos rondas previas al Tour, la Vuelta a Suiza y el Critérium du Dauphiné.

El Movistar realiza sesiones de entrenamiento por la mañana, y por la tarde descanso y tiempo para el ocio, con partidas de tenis de mesa, televisión e Internet para completar el programa.

Acompañados por el auxiliar Juan Carlos Escámez y el mecánico Alexander Gubanov, los corredores de la escuadra azul irán abandonando en los próximos días la sierra granadina dependiendo de si su calendario de competiciones incluye la disputa del Dauphiné (desde el domingo) o la Vuelta a Suiza que se iniciará el próximo 9 de junio.

Agencia EFE ver más noticias

0 COMENTARIOS:

Dirección original de este contenido: 

http://actualidad.orange.es/deportes/valverde-y-cobo-afinan-su-puesta-punto-en-sierra-nevada.html



busca en actualidad Orange



Entérate de todo...

RSS
Construye su futuro con Orange

Construye su futuro con Orange

si eres empresa, dona tus viejos móviles

Con tu ayuda, UNICEF podrá enseñar a leer y escribir a 220.000 niños